SECTOR AGUA POTABLE

Afirmar que el agua es un bien escaso y, al mismo tiempo no disponer del conocimiento preciso de cómo y en qué se utiliza, así como de las posibilidades de ahorro que ofrece, constituye hoy en día la principal paradoja en el mundo del agua. En la práctica, se realizan inventarios de todo aquello que tiene valor, el agua, por ser un recurso escaso y necesario, debe ser, asimismo, objeto de un preciso control.

Por ello, la correcta gestión técnica de una red de distribución de agua, debe comportar conocer con exactitud el uso del agua aportada al sistema para definir de forma inmediata y precisa los rendimientos y eficacia de la red de cara a poder establecer un plan de actuación para su mejora.

El sector del agua es muy conservador y existe una interpretación del sentido del negocio dividido en dos.

Por un lado, las empresas con participación total o parcial de la empresa privada en las que se establecen criterios técnico-económicos en la gestión de la red y, por otro lado, gestores, principalmente públicos, que no llegan a disponer de medios ni recursos para poder gestionar de forma eficiente su red.

El sector, cada vez más, se está privatizando y se están estableciendo procesos de homologación de productos y/o proveedores.

Las explotaciones pertenecientes a los grandes grupos necesitan de soluciones rápidas y de calidad para poder ofrecer un buen servicio a los usuarios de la red.

Trabajamos con fabricantes de prestigio internacional que ofrecen soluciones de alto valor añadido.

Necesidad del sector de incorporar las nuevas tecnologías para ser más eficientes y rentables.